Federico Miró en la web Presente Continuo, Arte Contemporáneo Andaluz

March 18, 2015

1/10
Please reload

Featured Posts

Exposición BIUNIC en la Fundación Valentín de Madariaga, Sevilla (del 16 de enero al 15 de marzo)

January 21, 2015

 

Las imágenes sutiles del presente

 

La Biunic toma el pulso a los creadores emergentes en la Fundación Madariaga

 

BRAULIO ORTIZ SEVILLA | ACTUALIZADO 20.01.2015 - 20:52 / Diario de Sevilla. Noticias de Sevilla y su Provincia

 

 

Desde los evocadores paisajes invernales de Alejandro Ginés Lozano o las elegantes proyecciones de Javier Artero hasta la paleta lúdica y colorida de Ana Barriga; entre la serie de instantáneas en las que Mar Gascó comparte con el público sus vivencias hasta la reserva con la que Luisa Alba o Federico Miró parecen esconderse en su pintura. El espectador que recorra el interior de la Fundación Valentín de Madariaga saldrá con una idea de la diversidad de estéticas y recursos que caracteriza a los artistas emergentes: hasta el 15 de marzo el espacio celebra la primera edición de la Biunic, la bienal universitaria andaluza de creación plástica contemporánea. 

Fueron Iván de la Torre Amerighi y Juan Ramón Rodríguez-Mateo, desde Laboratorio de las Artes, quienes se plantearon tomar el pulso a la generación que empezaba a incorporarse a la escena artística. Involucraron en el proyecto a la Universidad -la cita se lleva a cabo gracias al apoyo de las facultades de Bellas Artes de Granada, Málaga y Sevilla-, y a la convocatoria abierta para alumnos de último curso, másters y doctorado, también para egresados de la última promoción, se presentaron más de 90 candidatos avalados por algún profesor. Fue, sin embargo, un comité de profesionales de diversos ámbitos ajenos a la Universidad -los artistas Antonio Sosa y Paco Pérez Valencia, los especialistas Charo Ramos y Juan Francisco Rueda y Miguel Arjona, gestor cultural de la Fundación CajaGranada- el que seleccionó a los 12 nombres que forman parte del catálogo. 

De ese propósito de indagar en las líneas por las que está apostando el arte joven en Andalucía, los promotores de la Biunic han encontrado, más allá de la "personalidad propia" de cada autor, una atención renovada por la imagen. "No es el interés de hace una década, cuando se profundizaba en la saturación de la imagen o se denunciaba el bombardeo de los medios. Ahora el acercamiento a la imagen pasa por hacerla más silente, esconderla. Hay una mirada introspectiva", argumenta De la Torre. La primera sala de la Biunic, en la que dialogan los cuadros de Federico Miró y Luisa Alba, dos autores que eluden la obviedad en sus obras a través de la superposición de diferentes capas, ya refleja esa sutileza por la que se va a mover la muestra. Una sensibilidad que puede encontrar sinergias en el universo del malagueño José Luis Valverde, que articula su discurso en torno a escenas -¿detalles de la televisión?, ¿viejas fotografías recuperadas?- que aparecen descontextualizadas, componiendo un enigma ante el receptor. 

En muchos de los casos los artistas elegidos invocan así a la inteligencia: un minucioso José Manuel Martínez Bellido traza unos dibujos aparentemente dispares en los que un espectador sagaz encontrará un inesperado eco entre las piezas; Joaquín Araújo utiliza una trenza de pelo natural como punto de partida para una reflexión sobre la huella que deja el ser humano; María Dávila brinda una secuencia misteriosa en la que las situaciones son, por su encuadre sesgado o su esquematismo, "apenas gestos de una narración que el público debe recomponer", apunta Rodríguez-Mateo, para quien una de las conclusiones de la Biunic es que frente a ese certificado de defunción que han querido adjudicarle a la pintura "se sigue pintando, y muy bien". Uno de los ejemplos más rotundos al respecto radica en la mezcla de lenguajes que defiende Ana Barriga, con una producción, tal como la describe De la Torre, donde cohabitan "lo figurativo y lo irónico" y que remite a Miki Leal o Rubén Guerrero. 


Entre las creaciones más llamativas del conjunto destacan las instalaciones de Manuel Casellas, que con elementos tan simples como una moleskine, tinta y un puñado de tizas consigue una poética propia, o las fotografías que se toma Mar Gascó en los diferentes procesos médicos que se realiza y en las que, pese al hieratismo de su rostro, se adivina la vulnerabilidad. Gascó acompaña las imágenes de una obra que reproduce un pulmón formado por plumas y flores, un motivo sorprendentemente afín a los trabajos de Belén Moreno, presente también en la muestra, que plasma desde una belleza sin estridencias los órganos del cuerpo humano.

Tags:

Please reload

  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square

© 2023 by MATT WHITBY. Proudly created with Wix.com

  • Facebook - Black Circle
  • Twitter - Black Circle
  • Instagram - Black Circle